Obrazy na stronie
PDF
ePub

LA SAGRADA BIBLIA

NUEVAMENTE TRADUCIDA

DE LA VULGATA LATINA AL ESPAÑOL,

Aclarado el sentido de algunos lugares con la luz que

dan
los testos originales hebreo y griego, é ilustrada con
varias notas sacadas de los Santos Padres y Esposito-
res sagrados,

Por Don Félia Torres Amat

,
Dignidad de Sacrista de la Santa Iglesia de
Barcelona, etc.

De órden del Rey N. S.

Tomo II del ANTIGUO Testamento, que contiene los

libros del Deuteronomio, Josué, Jueces, y Ruth, y
el libro primero, el segundo y el tercero de los
Reyes.

MADRID:
Imprenta de Don LEON AMARITA, Plazuela de Santiago , N.° 1.

1824.

1

Has

[ocr errors]

1

355632 T63

SP2 2 APR 17:1930 ADVERTENCIA

T63

2. SOBRE EL LIBRO DEL DEUTERONOMIO.

[ocr errors]

Este libro sagrado, que es el último de los cinco que escribió

[ocr errors]
[ocr errors]

Moisés, contiene la historia del pueblo de Dios desde el principio del mes undécimo del año 40 de la salida de Egipto, que es donde acael libro de los Nuímeros, hasta el séptimo dia del mes duodécimo del misino año. Se llama entre los hebréos Elle haddebarim (Estas las palabras), por comenzar asi el testo original hebreo. Los griegos le llaman Deuteronomio , nombre adoptado por los latinos, que significa segunda Ley , ó repeticion de la Ley; aludiendo á la segunda promulgacion de la Ley , que hizo Moisés antes de entrar los israelitas en la tierra de promision, en gracia de aquellos que, ó no habian aun nacido, ó no tenian uso de razon la primera vez que fué promulgada; y tambien para imprimirla profundamente en el corazon de los hijos de Israel, antes de separarse de ellos por la muerte que veia cercana. Quiso, pues, que renováran la alianza hecha con Dios, y se obligasen de nuevo á observar los preceptos que les habia dado en el monte Sinai: observancia que habia de ser el principio de su felicidad. A cuyo fin dispuso que luego de haber pasado las tribus el Jordan , seis de ellas subiesen al monte Hebal, y las otras al de Garizim, que los levitas pronunciasen terribles maldiciones contra los que violasen los Divinos mandamientos, y las mayores bendiciones á favor de los que los observasen. Escribió tambien estu Ley que publicaba nuevamente ; ilustrándola y esplicándola , segun Dios le inspiraba , y mandardo á los sacerdotes que la leyeran al pueblo cada siete años. Compuso por orden de Dios un cántico, que debian aprender de memoria los hijos de Israel en testimonio eterno de la infinita bondad del Señor, y de la infidelidad ó mala correspondencia de su pueblo. Nombra á Josué por -sucesor suyo en el gobierno: da la bendicion á todas las tribus : sube al monte Nebo, donde muere despues de haber echado una ojeada sobre la tierra prometida ; y enterrado su cuerpo por mim nisterio de ángeles , le llora todo Israel amargamente. Esto es, en compendio , lo que contiene el libro del Deuteronomio, figura profética, dice S. Gerónimo, de la Ley evangélica.

En efecto, en muchos lugares de este libro se ve pro izada la nueva alianza, ó la Ley de gracia ; pero mas señaladamente en el cap. XVIII. v. 15: lugar que toda la antigua sinagoga entendió siemTom. II.

I

[ocr errors]

2

pre del Mesius ; en lo que convienen aun hoy dia 'los mas sabios judios. Moyses , por cuya boca hablaba el Espiritu Santo, dirigia tambien sus palabras al nuevo pueblo que habiu de formar Jesu-Cristo; pues, como enseña el Apóstol, lo que sucedia en la Luy antigua era figura de la Ley nueva. Y asi con nosotrcs hablan tambien las amenazas y maldiciones de Moisés , siempre que fueremos rebeldes a la bondad y misericordia de nuestro Divino Legislaılor ; y serémos tane

inas culpables, cuanto son sin comparacion mayores y mas copiosas las gracias que hemos recibido. Heb. X. v. 1. 28.= I. Cor. X.W.11.

to

[ocr errors][merged small][merged small][ocr errors][ocr errors][merged small]

. (4) 3. ! 31..',, diftort

i Bj.), se on,

1

34

« PoprzedniaDalej »